Siete hoteles del valle de Tena en los que alojarte este verano

Siete hoteles del valle de Tena en los que alojarte este verano

Siete hoteles del valle de Tena en los que alojarte este verano

¿En busca de un hotel para disfrutar del último fin de semana de Pirineos Sur? ¿Sin planes para este mes de agosto? ¿Quieres un hotel en el Pirineo para huir del calor de agosto?  ¿Te apetece disfrutar de una experiencia panorámica en la telecabina de Panticosa? ¿Un aficionado a la montaña? Aquí tienes una lista de hoteles en la zona alta del valle de Tena para tener de unas fantásticas vacaciones en las que disfrutar de la montaña a pie, en bici, escuchando música bajo las estrellas o relajándote en sus aguas termales, y en las que, por qué no, darte el placer de echarte una manta en la cama por la noche.

HOTEL ABBA FORMIGAL

El hotel Abba Formigal es uno de los más antiguos de la urbanización. Tiene unas impresionantes vistas a la montaña

El hotel Abba Formigal disfruta de unas impresionantes vistas.

El hotel Abba Formigal está a punto de cumplir su medio siglo de historia, es uno de los más antiguos de la urbanización que nació a los pies de esta estación de esquí. “El ambiente es uno de los detalles que más gustan a nuestros clientes, esa mezcla entre lo clásico y lo moderno. Mantenemos los suelos de madera antiguos que combinan muy bien con los arreglos de los últimos años”, describe Tomás Chéliz, director de este establecimiento.

 

Este clásico hotel, que solo dista 500 metros de las pistas de esquí, cuenta con un total de 108 habitaciones dotadas de las últimas comodidades, preparadas para que su estancia sea lo más confortable posible, con caja fuerte, minibar, secador de pelo o espejo de aumento. Su ubicación, las vistas y las terrazas con las que cuenta son algunos de los encantos de este alojamiento de Formigal.

 

 

HOTEL VILLA DE SALLENT

También el Villa de Sallent es un clásico en la urbanización de Formigal, un confortable hotel en el que se respira el ambiente familiar. Su vestíbulo recuerda los establecimientos de montaña del norte de Europa, una calidez que imprime la madera, el juego de las luces indirectas y el mimo con el que está decorado. El Hotel y Spa Villa de Sallent es un lugar ideal para descansar, pero también para vivir la montaña, la naturaleza del Pirineo y disfrutar de un verano único.

NIEVESOL

En el Nievesol, estos días, se respira ambiente festivalero. Y es que este hotel es la sede del festival internacional Pirineos Sur, el lugar elegido por la organización y muchos de los artistas, donde se realizan las ruedas de prensa…

Sus orígenes se remontan a 1969. “No es el más antiguo, pero sí tiene una larga historia tras de sí”, asegura su directora, Mariví del Río, quien destaca, entre otras cosas, su céntrica situación en la urbanización de Formigal y la forma de llevar el bar-salón, que se convierte en un punto de encuentro y en el que dan protagonismo a la coctelería. La amplitud de las habitaciones, con disponibilidad de triples y cuádruples, lo hace ideal para familias. Y conociendo bien este aspecto, el hotel “tiene personal que organiza actividades y talleres con niños en invierno y, en verano, senderismo para conocer la zona”.

El hotel Nievesol es sede del festival Pirineos Sur

El hotel Nievesol es sede del festival Pirineos Sur

HOTEL BOCALÉ DE SALLENT DE GÁLLEGO

Piedra, madera y pizarra se dan la mano en el hotel Bocalé de Sallent de Gállego, al abrigo de Peña Foratata y con vistas a las montañas del valle de Tena. “La tranquilidad de las montañas es lo que buscan nuestros clientes, es más, nos lo piden”, asegura la propietaria, Elena Claver. Ella es sallentina, había trabajado en hostelería y hace ahora 16 años decidió apostar por su propio negocio, un hotel con encanto en uno de los pueblos más conocidos del pirineo. Con 21 habitaciones, el establecimiento cuenta con spa.

Detalle de una de las habitaciones del hotel Bocalé de Sallent.

Detalle de una de las habitaciones del hotel Bocalé de Sallent.

Da igual que vengas en familia, con amigos o con tu pareja, en Viajes Aramón tenemos planes para todos. Reserva con nosotros y completa tu estancia con actividades como el parapente, navegar en piragua sobre las tranquilas aguas de Lanuza o probar la tirolina más doble más larga de Europa, una de las estrellas del verano en el valle de Tena.

BALNEARIO DE PANTICOSA

Y si lo que buscas son unas vacaciones rodeado de altas cumbres, unos días de relax y naturaleza, no debes perderte el balneario de Panticosa. El edificio del Gran Hotel y el lago navegable -con barquitas en verano- dan al conjunto un aspecto decimonónico, con el glamour de otra época, aunque el conjunto rebosa también modernidad, la de los nuevos edificios como el hotel Continental y las Termas de Tiberio, con más de 8.500 metros cuadrados dedicados al disfrute del agua, con un circuito que recorre varias piscinas cubierta.

Balneario de Panticosa.

Balneario de Panticosa.

Las opciones para alojarse en Panticosa, en el centro del pueblo y a pie de la telecabina, son muchas. Hoteles con encanto, familiares, con una larga tradición… Entre otros están el Hotel Sabocos, Casa Morlans, Escalar, Valle de Tena y Vicente.

Son una gran opción para conocer este pueblo con encanto y visitar la estación de Panticosa en verano. En ella podrás practicar senderismo, bicicleta de montaña, disfrutar de las hermosas vistas del valle que te ofrece y, si vienes con los más pequeños, hemos preparado una experiencia para ellos: ‘Conviértete en explorador’.

Si reservas tu estancia en el valle de Tena con Viajes Aramón, te incluimos el tique para disfrutar de un paseo panorámico en la telecabina de Panticosa

HOTEL EL PRIVILEGIO

También hay edificios con historia, como la antigua abadía del siglo XV de Tramacastilla de Tena ahora convertida en hotel. Se trata de El Privilegio, un establecimiento con encanto y de gestión familiar. Juan Ignacio Pérez relata cómo la evolución del mercado ganadero y agricultor del valle fue cambiando el pasado siglo, reconvirtiéndose en una zona turística. Eso, junto al conocimiento del esquí y la nieve que tenían, fue lo que les llevó a apostar por abrir su propio hotel. “Eran edificios de la familia”, relata. El primero se abrió en 2002 y, después, llegó la ampliación con habitaciones de cuatro estrellas. “Guardamos todas las piedras de la cuadra” para construir un edificio moderno y con comodidades, pero con el sabor de antaño.

El hotel El Privilegio es una antigua abadía del s. XV rehabilitada

El hotel El Privilegio es una antigua abadía del s. XV rehabilitada.

 

“Nuestro clientes –describe- buscan  la tranquilidad, la calidad del servicio, el spa, que hagamos su estancia lo más experiencial posible como, por ejemplo, con la visita a la bodega para elegir el vino…”. Y por supuesto el encanto de este hotel de 25 habitaciones con impresionantes vistas, lujosas suites y todo ello sin perder la tradición.

HOTEL TIERRA DE BIESCAS

A las puertas del valle de Tena, otro hotel de cuatro estrellas, el Tierra de Biescas.  La vocación de la familia Lacruz Abad venía de lejos. Dedicados a la restauración durante años, en 2005 apostaron por abrir un hotel familiar. “Nuestros clientes buscan en invierno el esquí –subrayan- y, en verano, la montaña”. De ahí que destaquen de él su ubicación privilegiada dentro del pueblo y en el centro del Pirineo. Y es que desde él se puede disfrutar tanto de las cumbres del valle de Tena como de Ordesa. “Estamos a unos 30 kilómetros del Parque Nacional”.

Jardines del hotel Tierra de Biescas.

Jardines del hotel Tierra de Biescas.

 

Este hotel de 51 habitaciones, cuenta con dos piscinas para el verano, además de un magnífico jardín de más de 2.000 metros cuadrados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


4 + 9 =