Rutas a pie por Benasque para preparar la temporada

Rutas a pie por Benasque para preparar la temporada

Rutas a pie por Benasque para preparar la temporada

¿Te gusta caminar por el monte? Si es así, seguro que has hecho ya muchas de las grandes rutas del Pirineo, tanto en el valle de Tena como en el de Benasque. Hoy vamos a centrarnos en esta última zona y te proponemos tres rutas a pie: una de iniciación, para quien no está habituado a salir por la montaña; otra de nivel medio, para quien suele hacer trekking y está en buena forma física; y una tercera, para quien tiene más experiencia, inmejorable forma física y disfruta con una ascensión. ¿Se te ocurre mejor forma de prepararte físicamente para afrontar la temporada de nieve?

Ruta sencilla. Cabaña de Santa Ana, en el valle de Estós

Para empezar la ruta a pie se puede salir de Benasque en coche hacia Llanos del Hospital. Después de pasar el puente de San Jaime hay un desvío hacia el valle de Estós. Tras recorrer 500 metros de pista se llega a una explanada en la que dejar el coche. ¿Listo para empezar a andar? unos escalones dan acceso a la pista cerrada al tráfico. Hay que pasar por el lado izquierdo del barranco, con el embalse a los pies.

 

El camino, con llanos y repechos, entre bosques de pinos, abetos y boj, y siempre muy cerca del río Estós, desemboca en un puente -tras unos 25-30 minutos de camino- que da acceso a la cabaña de Santa Ana, donde puedes disfrutar de un rato de descanso en las verdes praderas que la rodean antes de emprender el camino de vuelta por el mismo recorrido. En total, son entre una hora y media y dos horas de recorrido a pie, con un desnivel de tan solo 150 metros y a 1.580 metros de altura máxima. Es un camino sencillo y sin apenas dificultad que puedes hacer con niños y que, por supuesto, será un buen entrenamiento de cara a la temporada de invierno. ¡Te dará fuerzas para seguir conociendo otros lugares!

Ruta de nivel medio. Lago de Gorgutes

En este caso, también hay que dirigirse en coche hacia Llanos del Hospital, pero siguiendo hasta el final de la carretera -dejando a la izquierda el desvío que lleva al hotel y la estación de esquí de fondo-. En el punto en el que termina la carretera es donde hay que dejar el coche. Un cartel indica el tiempo del recorrido: 1 hora y 25 minutos al ibón de Gorgutes. La única dificultad de la ruta es que gana altura con mucha rapidez. Nada más comenzar a andar, el camino empieza a ascender, por eso hay que llegar en buena forma física. Pese al desnivel, se trata de un camino muy agradable, en un entorno precioso. Al llegar al torrente de Gorgutes es un buen momento para descansar un poco y disfrutar de las vistas. A partir de ese momento, el desnivel se suaviza.

Gorgutes. Imagen: Jorge Mayoral

Gorgutes. Imagen: Jorge Mayoral

La ruta, perfectamente señalizada, tiene un precioso final cuando aparece ante los ojos el gran y tranquilo lago de Gorgutes. Una vez allí puedes ampliar el recorrido unos 20 minutos más para llegar hasta el puerto de la Glera o pasar hasta territorio francés y obtener des lo alto una preciosa panorámica del lago. Si el día está despejado, podréis disfrutar de espectaculares vistas panorámicas desde el lago, con el macizo de las Maladetas en primer plano. El tiempo total del recorrido de ida y vuelta es de unas cuatro horas, con un desnivel de 500 metros y una altitud máxima de 2.320m.

Ruta con gran desnivel. Pico Salvaguardia

La ascensión al Pico Salvaguardia es una de  más emblemáticas del Parque Natural Posets-Maladeta. Este pico es accesible casi para cualquier persona en buena forma física ya que no tiene dificultades técnicas, la ruta está perfectamente señalizada y el camino de ascensión es bastante cómodo, sin necesidad de trepar en ningún momento ni superar ningún tramo peligroso. Y las vistas panorámicas que ofrece desde su cumbre son impresionantes! Verás tanto el macizo de las Maladetas como el Posets.

Pico Salvaguardia. Fotografía: Jorge Mayoral

Pico Salvaguardia. Fotografía: Jorge Mayoral

 

La ruta arranca en el sendero que parte de la Besurta, hasta donde podrás llegar en coche-. El primer tramo tiene un fuerte desnivel, la ruta discurre en zigzag hasta llegar a una explanada, donde podrás descansar un poco. El sendero sigue hacia el Portillón, que hay que dejar a un lado para seguir hacia la cumbre. A partir de allí, podrás ver los lagos del lado francés del Pirineo. Una vez arriba, si el día está claro, podrás ver Luchon, el Aneto y, por supuesto, las Maladetas. Y casi con total seguridad, podrás ver buitres leonados y quebrantahuesos sobrevolando el pico ¡El esfuerzo vale la pena! El camino de vuelta se hace por el mismo sitio que el de ida y, en total, se suelen invertir alrededor de 5 horas, con un desnivel de 900 metros y una altitud máxima de 2.758 en lo alto del pico.

¿Ya sabes cuál de estas tres va a ser tu primera excursión? Te recomendamos empezar por la primera, para que tu entrenamiento de pretemporada sea gradual, de menos a más. Así, en diciembre estarás fuerte para empezar a deslizarte por la nieve.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


4 + 6 =