Cómo se preparan las pistas de esquí

Cómo se preparan las pistas de esquí

Cómo se preparan las pistas de esquí

Detrás de toda experiencia de esquí hay un grupo humano trabajando día y noche para que puedas encontrar las mejores condiciones posibles cuando vayas a esquiar. Es algo que las estaciones de esquí de todo el mundo se esfuerzan por hacer realidad gracias al esfuerzo de sus trabajadores, la tecnología y la inversión.

A diferencia de otros deportes, el esquí requiere unas condiciones muy concretas para poder practicarse. Hablamos claro está de la nieve. Sin ella no se podrá esquiar por lo que es necesario estar preparado para afrontar condiciones climatológicas que puedan impedir que los visitantes de nuestras estaciones de esquí puedan practicar su deporte favorito.

Ya son bastantes años desde los que la producción de nieve es un gran complemento. Por esta razón Aramón cuenta con 550 cañones que nos ayudan a mantener la calidad y a trabajar las zonas más bajas.

El cañón de producción de nieve

Aunque nos referimos a ellos como cañones de nieve, existen muchos tipos distintos. Por ejemplo, en Javalambre existen 6 tipos de cañones diferentes. Los cañones Torre, son los más antiguos. Los Rubí doble han sido perfeccionados en la propia estación y generan nieve con un gran rendimiento en cotas altas.

Tenemos también el cañón de nieve Rubí con pértiga vertical, el cañón con pértiga normal y cabeza invertida, el retorcido y el de nieve Pilona. No entraremos en los detalles técnicos concretos, pero si queremos decir que hay muchísimo trabajo y planificación para asegurar que las pistas estén en las mejores condiciones.

Además, la innovación continua es una parte fundamental de estas máquinas. Solo en Javalambre hay más de 25 cañones que han sido modificados en la propia estación para mejorar su rendimiento.

En Teruel somos unos expertos. Y en Valdelinares la tecnología es puntera también.

Las pistas se preparan de noche

Máquinisas Tubo Superior de Escarra

Son magos de la nieve, sus cuidadores, y en ocasiones como ésta, "héroes verticales". Ayer, cuando una rara calima cubría el cielo, nos fuimos con Juan, uno de nuestros maquinistas, para mostraros cómo pisan el Tubo Superior de Escarra. Disfrutando de sus 41 grados de inclinación… 🙂

Posted by Aramón Formigal-Panticosa on Thursday, 23 February 2017

Es cuando los esquiadores descansan de su jornada de esquí el momento de trabajar las pistas. Desde el cierre de la estación, a las cinco de la tarde, hasta el amanecer.  Este trabajo “invisible” es uno de los más importantes. Y es que se preparan las pistas para que al día siguiente, para que podáis encontrarlas en las mejores condiciones.

La nieve será tratada y pisada en dos turnos nocturnos. Estos profesionales son expertos, son ‘magos’ que tras una jornada de sábado en la que han pasado muchas personas por esa pista, tu favorita, vuelven a plancharla para que todo esté perfecto al día siguiente.

La próxima vez que comiences a esquiar y pienses en lo maravillosa que se presenta la pista esa mañana recuerda: detrás hay un increíble equipo de personas que se desviven por conseguirlo cada noche. Aquí os dejamos un reportaje que grabó Aragón TV en el que se muestra parte de este trabajo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


2 + 8 =