SKYLINE: Una experiencia para deleitarse con el entorno alpino de Cerler

SKYLINE: Una experiencia para deleitarse con el entorno alpino de Cerler

SKYLINE: Una experiencia para deleitarse con el entorno alpino de Cerler

Subir a un punto de gran altitud siempre comporta un cambio de perspectiva.

Tanto si buscáis esa perspectiva como si lo que os interesa es ver el bonito paisaje, la experiencia Skyline os invita a subir al mirador de Rincón del Cielo, a 2300 metros de altitud, para contemplar, casi con vista de pájaro, las maravillosas vistas del mirador y ver cómo va cambiando la luz entre los tresmiles que lo rodean. Vive el momento mágico en el que el día empieza a dejar paso a la noche. Escucha el silencio que ofrecen las montañas y disfruta de la paz de estar lejos de la gran ciudad. Desconecta de todo, menos de la gente con la que quieras compartir el momento. Brinda con amigos, pareja o familia. Brinda, con una copa de champán Mumm, por la compañía, por el entorno, por la libertad que nos transmite la montaña.

¿Cuántas veces habéis mirado a vuestro alrededor mientras esquiáis y os habéis preguntado cómo se llamarán los picos que os observan desde las alturas?

Con una interpretación de 360 grados del paisaje, os ofrecemos la posibilidad de conocer e identificar mejor el relieve de nuestras montañas. Desde los nuestros, los de la estación, como el pico Gallinero (2728 m.) o el pico Cogulla (2387 m.) pasando por los de enfrente, el Aneto (3404 m.), Perdiguero (3222 m) o Posets (3375 m) y acabar con los del sur, Monte Perdido (3355 m) y Turbón (2492 m).

Skyline es la combinación de día y noche, el punto intermedio. Los últimos momentos de la vorágine que supone la estación abierta y la tranquilidad de quedarse solos en la estación ya cerrada. Podréis ver cómo a medida que va descendiendo el sol, las montañas se van convirtiendo en una silueta y cómo las texturas del paisaje van cambiando con la luz. Ved con vuestros propios ojos, desde un lugar con vistas privilegiadas, cómo se va dibujando la línea de las montañas, el Skyline.

Tras el brindis, la experiencia continúa con una merienda en la pizzería El Bosque, para mantenernos elevados, sobre los 2000 metros de altitud. Degusta una de las sabrosas pizzas, elaboradas con mimo en nuestra pizzería para coger fuerzas.

¿Fuerzas? Si te preguntas para qué, sigue leyendo…

Necesitarás fuerzas para poner fin a una exquisita velada con un descenso nocturno. Una bajada exclusiva en la que la montaña se mezcla con el sosiego de la noche para un grupo reducido. Podréis disfrutar de la pista como si fuera solo para vosotros. Si la exclusividad no os ha seducido, quizá lo haga la montaña nevada iluminada por la luz de la luna, las estrellas y los frontales, ¿os atrevéis?

Si al acabar la experiencia aún tenéis ganas de más, porque el descenso os ha activado y animado, ¡a bailar a Remáscaro! Nuestros DJs harán las delicias de todos aquellos que quieran mover (más) el esqueleto.

Las plazas son limitadas y ¡vuelan!

Tienes toda la info aquí: https://www.cerler.com/skyline.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


5 + 2 =