Como esquiar por primera vez sin rendirte (parte 1)

Como esquiar por primera vez sin rendirte (parte 1)

Como esquiar por primera vez sin rendirte (parte 1)

Empezar a esquiar puede resultar abrumador si te sientes intimidado por la montaña, la nieve o la velocidad. También puede no ser lo que esperabas dependiendo de los motivos que te empujaron a esquiar por primera vez. Aquí nos gustaría convencerte de que aprender a esquiar es algo divertido, sano y no tan difícil como te imaginas. Si tienes la suficiente motivación y expectativas positivas verás como una vez lo pruebes nunca lo dejarás.

Empecemos describiendo las principales razones que nos empujan a empezar a esquiar por primera vez. ¡Quizás te sorprendas!

Razones por las que decidimos esquiar por primera vez

La consultora RRC asociados indica que las siguientes razones son las principales por las que decidimos aprender a esquiar. Muchas veces son varias las razones esgrimidas para empezar a esquiar. Cuantas más razones tengamos, mayor será nuestra motivación:

· Porque amigos y familiares lo disfrutan y queremos compartirlo con ellos. Un 55% de las personas que participaron en el estudio están de acuerdo con esto. Realizar actividades en familia o con amigos es un gran aliciente para empezar a esquiar, y la primera razón para la mayoría de los encuestados.

· Porque aprender a esquiar es algo que siempre quise hacer. Un 42% de los esquiadores primerizos lo hicieron también porque siempre les picó la curiosidad. Obviamente esta es una gran motivación para esquiar por primera vez. Como sabemos todos los esquiadores, ¡el esquí engancha!

· Porque empezar a esquiar me permite realizar actividades al aire libre en invierno. Un 41% de los que prueban a esquiar por primera vez lo hicieron también por este motivo. Debemos entender que no solo es una actividad, esquiar es un deporte que requiere un proceso de aprendizaje y ponernos en una mínima forma física para disfrutarlo realmente.

· Porque me convencieron los amigos o familiares. Un 37% aluden a que otros les convencieron para probarlo. Quizás esta no es motivación suficiente, pero estamos seguros de que muchos que lo prueban por presión de otros acaban disfrutando como el que más.

· Quiero probar a esquiar por lo menos una vez en la vida. El 27% lo hicieron por este motivo, y estamos seguros de que una vez se prueba con éxito ¡no se abandona!

· Porque quiero saber que se siente bajando una colina a gran velocidad. Un 24% de los encuestados querían saber lo que se siente esquiando. Si tienen un poco de paciencia no se decepcionarán.

· Porque me atrae el mundo del esquí y todo lo que le rodea. Un 17% se siente atraído por la cultura del esquí y lo que le rodea, diversión, camaradería, deporte al aire libre, el apres-ski etc … Es cierto que el mundo del esquí engancha, por lo que os animamos a disfrutar de todo lo que el esquí puede aportar desde que se empieza a esquiar por primera vez.

· Vi una oferta de viaje de esquí demasiado buena para no aprovecharla. Para ese 10% que buscan infatigablemente las mejores ofertas de viaje pueden sorprenderse de las ofertas que existen para esquiar por primera vez, incluyendo unas buenas clases para aprender a esquiar correctamente desde el primer momento.

En la segunda parte de este post te describiremos las razones por las que algunos deciden no repetir, y porque deberían darle otra oportunidad. ¿Por qué decidiste tu empezar a esquiar? Cuéntanos tu historia aquí.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


6 + 1 =