Mariano Fanlo: “No me canso de esquiar”

Mariano Fanlo: “No me canso de esquiar”

Mariano Fanlo: “No me canso de esquiar”

Tiene 84 años, empezó a esquiar con 4 años y sigue haciéndolo. Mariano Fanlo fue uno de los primeros monitores de Formigal, donde dirigió la Escuela de Esquí hasta que se jubiló. Ha sido alcalde de Sallent –el municipio de 1.500 habitantes en cuyos terrenos está la estación- y sigue siendo el Cronista Oficial del pueblo. Guarda muy buenos recuerdos de los primeros años de la estación, que ahora cumple cincuenta años. Dice que le hubiera gustado poder esquiar de joven en una estación como la actual, cuando empezó a hacerlo no había remontes ni estaciones.

¿Todavía se pone los esquís?

Sí, ya lo creo que sí. No esquío todos los días, y lo hago poco rato, pero con mis 84 años sigo esquiando, y me encanta. Ahora ya no tengo que aprender nada, lo hago como hobby, aún me mantengo en forma.

Lleva nada menos que ochenta años esquiando…

Tengo mis cosillas, como es natural por la edad, pero puedo seguir esquiando, igual que sigo conduciendo el coche. Yo no me canso de esquiar. Ahora, con los remontes que te suben y solo tienes que bajar… es una maravilla.

¿Tanto han cambiado las cosas?

Cuando yo empecé ni había estaciones, ni remontes ni nada. Luego ya llegó la apertura de Formigal, y la de Panticosa unos años después. Ahora se esquía en unas pistas estupendas, pisadas por las máquinas, con una nieve buenísima… Antiguamente los que esquiábamos aquí usábamos el esquí para ir de un sitio a otro, o pasábamos una hora o dos subiendo a la montaña para bajar en diez minutos, con una nieve malísima, sin pisar, en la que era muy difícil girar. Pero estábamos tan acostumbrados que esquiábamos en cualquier nieve. Yo he llevado esquís de 2,20 metros y había que hacer una fuerza tremenda para girar, con los carving de ahora giras enseguida y eso hace que la gente aprenda en muy poco tiempo.

Formigal cumple 50 años y los ha vivido muy de cerca…

Sí, estuve en la Escuela de Esquí de Formigal desde el segundo año de su creación, de monitor y de director, hasta que me jubilé en el año 90. El primer año estuve de monitor en la estación de Núria (Pirineo catalán) y luego ya me vine a Formigal en 1965. Y da la casualidad de que al tercer año de fundarse la estación yo fui elegido alcalde de Sallent. Eran años difíciles, no había mucha financiación, pero el Ayuntamiento que yo presidí aquellos años ayudó a Formigal en muchas cosas, en la concesión de terrenos… y colaboramos muy a gusto y conseguimos que saliera adelante con cosas como una permuta de terrenos en la zona donde se había construido el hotel Formigal y otros que inicialmente eran tierras municipales. Luego ya pasaron los años y Formigal pasó a formar parte de Aramón.

Mariano-Fanlo-pionero-Formigal

Mariano Fanlo en la actualidad

¿Se siente orgulloso de ver el actual Formigal?

Ya lo creo que sí, muchísimo. Me hubiese encantado, no solo a mi sino a muchísima gente de Sallent, haber podido esquiar de jóvenes con las comodidades de ahora. Además, todos estamos interesados en que esto siga así, por los puestos de trabajo que se han creado y por cómo Sallent ha crecido. No solo Sallent sino todo el valle de Tena y gran parte de la provincia de Huesca han crecido gracias a la nieve. Y el auge tan grande de Formigal es debido, en gran parte, al terreno que tiene, que le ha permitido crecer. Tiene cuatro valles grandes que ahora están unidos por arriba gracias a los remontes y por abajo por la carretera general que va de Sallent a Francia, con unos enormes aparcamientos. Eso es una comodidad tremenda. Hay otras estaciones con más limitaciones para crecer.

¿Qué le parece poder esquiar en Formigal y Panticosa con un solo forfait y trasladarse de una a otra estación en autobús?

Panticosa es una estación familiar, muy buena pero más pequeña, y es estupenda esta opción de tener las dos estaciones comunicadas con autobús, ya que no se pueden unir por la montaña porque están lejos una de otra, les separan 10 kilómetros. Este año también tenemos conexión por autobús de Sallent a Formigal, todo eso es bueno para los esquiadores y para el valle.

Más de veinte años de monitor… ¿lo echa de menos?

Tengo muy buenos recuerdos. Al principio éramos muy pocos, teníamos un trato familiar, hacíamos cursillos, carreras, dábamos trofeos… Primero estábamos 3, luego 6, 10, 15…, fuimos creciendo a medida que crecía la estación. Cuando me retiré había unos 60 monitores y ahora hay cerca de 200.

¿Tan importante es la figura del monitor de esquí?

Yo siempre he dicho que el monitor es una figura importantísima, antes aun más que ahora porque éramos muy pocos y éramos como el espejo de la estación. El monitor es alguien que tiene no sólo que enseñar a esquiar sino informar, conocer la montaña, hacer de guía de la gente que acude a conocer Formigal, Sallent o Panticosa.

¿Hay alguien de su familia que no esquíe?

Todos esquían, viven aquí en Sallent. Mis hijos hicieron sus carreras fuera y luego han vuelto aquí, han sido monitores y tienen negocios hoteleros modestos. Uno aún sigue de monitor de esquí en Formigal. Y tengo 7 nietos que también esquían, la más pequeña tiene 4 años.

Escuela de Esqui de Formigal en 1970. Mariano Fanlo en el centro

Escuela de Esqui de Formigal en 1970. Mariano Fanlo en el centro

¿Ha probado el snow?

No, de ninguna manera. Ni aconsejo a nadie de mi edad que lo haga (risas). Para llegar a esquiar bien hace falta bastante tiempo. Para defenderse y divertirse, en una semana con un buen monitor se aprende. La tabla se puede aprender en un día o dos, por eso les gusta tanto a los jóvenes. Pero yo, cuando voy esquiando y oigo el ruido de una tabla que viene por detrás, me aparto porque me da miedo que me atropellen.

Su padre tuvo los primeros esquís que hubo en Sallent…

Sí, fue en 1912. Mi abuelo, que se llamaba Mariano Fanlo como yo, vivía aquí en Casa del Reyno (hotel Balaitus) y tenía mucha relación con ganaderos franceses porque iba a Francia a comprar mulas y a vender la lana del ganado. Tenía un amigo que era geólogo y sacerdote, que vivía en Pau y venía aquí a estudiar los glaciares. Y una Navidad vino con dos sobrinos. Causó gran sensación en el pueblo saber que habían atravesado el puerto del Portalet, en mitad de una tormenta tremenda de nieve, con esquís. Mi padre, que entonces tenía 14 años, probó esos aparatos, que era la primera vez que se veían aquí, y se quedó encantado. A los pocos días se volvieron para Francia y mi padre se quedó sin entretenimiento, pero el geólogo le dijo a mi abuelo que su hijo tendría unos esquís ya que le habían gustado tanto. Y así fue: en la primera diligencia tirada por caballerías que vino ese año, en el mes de junio, que era cuando se abría la frontera y venía desde Laruns hasta el balneario de Panticosa, con parada en Sallent, llegó un paquete con los esquís para mi padre.

¿Y se extendió rápidamente el uso de esquís?

Sí, claro. Un carpintero muy bueno que había en Sallent los empezó a imitar enseguida, se hacían con madera de fresno; un zapatero hacía las correas… y en pocos años había en Sallent cuarenta o cincuenta jóvenes que usaban esquís. Se acabó el aburrimiento en las largas tardes invernales. Ese fue el inicio de la afición al esquí y de la creación del Formigal Esquí Club.

Con esos antecedentes, estaba claro que iba a empezar a esquiar joven…

Sí, tengo fotos con 4 años esquiando. Era lo normal, no teníamos ningún mérito.

Equipo-Sallent-1955-Mariano-Fanlo-centro

Equipo-Sallent-1955-Mariano-Fanlo-centro

 

 

 

1 comment on “Mariano Fanlo: “No me canso de esquiar””

  1. Esmeralda dice:

    A mi me pasa como a él, no me canso de esquiar. Me encanta este deporte, me relaja totalmente, es como si me llevase a una vida paralela cada vez que lo practico ya que me olvido de todos mis problemas. Ojalá pudiera acudir más veces a la casa rural La Bolera, en León (http://www.hotelrurallabolera.es/), y acudir a la estación de esquí de Leiratiegos para deslizarme sobre la nieve. Eso sí, siempre que puedo me escapo a este lugar tan mágico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


7 + 9 =